Boletín 095/2017

IMPLICARÁ UN CAMBIO ECONÓMICO Y GEOPOLÍTICO MUNDIAL, LA SALIDA DE EU DEL ACUERDO DE PARÍS

Boletín Núm. 095/2017

  • Las consecuencias de los EU al salir del Acuerdo de París serán graves para ellos mismos, señalaron
  • “¿Y si el planeta muere?” fue el tema del último día del “1er Seminario internacional para reprensar el futuro ante la era Trump”
  • Combatir el calentamiento global propicia una nueva revolución industrial

Ciudad de México, 29 de julio de 2017 (Agencia ANA).- Ante la polémica salida de Estados Unidos del Acuerdo de París, tratado que impulsa la lucha mundial contra el calentamiento global, cuatro especialistas coincidieron en que es necesario replantear las medidas ambientales y fortalecer los esfuerzos que cada uno de los países lleva a cabo, tema del quinto y último día de ponencias en el “1er Seminario Internacional para Repensar el Futuro ante la era Trump”, impulsado por Nueva Alianza en coordinación con el Consejo Atlántico y el Instituto Universitario de Investigación Ortega y Gasset capítulo México, en la antigua sede del Senado de la República.

Al moderar el panel “¿Y si el planeta muere?”, el ambientalista Gabriel Quadri de la Torre, excandidato presidencial por Nueva Alianza, enfatizó que las repercusiones de los Estados Unidos al salir del Acuerdo de París –firmado por 195 países con el fin de establecer medidas para lograr la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero en el planeta y combatir el calientamiento global– serán “malévolas” para la nación estadunidense.

Resaltó que combatir el calentamiento global implica una serie de trasformaciones y una nueva revolución industrial: un cambio tecnológico, económico y geopolítico a nivel mundial. “Los países que logren desarrollarse frente al consumo del combustible fósil, tendrán una mayor influencia económica y política en el mundo”, aseguró.

En este escenario, el diputado constituyente Quadri de la Torre señaló que las implicaciones de la decisión del gobierno estadunidense de salir del Acuerdo de París, serán más graves para Estados Unidos que para el mundo en su conjunto.

“La administración del actual gobierno es un fenómeno transitorio, su mandato durará cuatro años, pero la lucha contra el calentamiento global es a largo plazo. Estados Unidos perderá prestigio, poder, carrera tecnológica y modernización en sus empleos, y China podría posicionarse como una nación líder en energías limpias”.

En su ponencia, el ambientalista Adrián Fernández Bremauntz, director ejecutivo de la organización Iniciativa Climática Regional de América Latina, señaló que el mundo hoy por hoy ya experimenta severos cambios climáticos, y en la medida en que continúe incrementándose la temperatura en el mundo, los impactos serán más severos y más costosos de remediar.

Destacó la labor realizada por Nueva Alianza en materia ambiental al fomular en las pasadas elecciones presidenciales, una plataforma que integró planteamientos muy puntuales al respecto: “Por mucho, fueron las mejores propuestas basadas en conocimiento e información seria”.

“Nueva Alianza tiene la oportunidad de mantenerse con congruencia, mostrando a todas las fuerzas políticas que se puede seguir siendo una fuente de enorme de riqueza intelectual y análisis”, apuntó el ambientalista.

Isabel Studer, directora del Centro de Diálogo y Análisis sobre América del Norte (CEDAN), coincidió con Quadri al indicar que la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos, demuestra una pérdida de poder de ese país ante el mundo, “y sus posiciones en cuestión ambiental reflejan una desafortunada decadencia, resultado de la dificultad del gobierno para desarrollar políticas de vanguardia”.

Consideró que Estados Unidos sin duda se verá afectado por las decisiones que en cuestión del cambio climático ha adoptado Donald Trump, “Si EU no está dispuesto a apoyar el Acuerdo de París y si Europa quisiera asumir ese liderazgo, sería muy difícil pues no cuentan con la capacidad financiera, ni tecnológica, para brindar los apoyos necesarios para la transición a economías renovables”.

Isabel Studer manifestó que de no tomarse acciones rápidamente, el Acuerdo de París corre peligro. “Entre más nos tardemos, más costosa será la transición y el que Trump continúe con decisiones amenazadoras, lo único que propiciará será acercarnos más a al precipicio”.

En su participáción, David Shields Campbell, director general del proyecto Energía a Debate, señaló que el uso de los combustibles fósiles, como carbono y petróleo, son la causa principal del calentamiento global.

“Actualmente –dijo– el mundo vive una transformación energética, la sociedad, gobierno y privados tienen la misión de crear las bases energéticas para contaminar en menor medida a nuestro planeta”. Advirtió que esta transformación llevará tiempo y será compleja.

Shields Campbell consideró que en México la industria petrolera ha perdido presencia, por el mal manejo que han hecho de ella en los últimos treinta años. Al ser cuestionado por el público asistente sobre la trascendencia de la reforma energética de México en la problemática latente del calentamiento global, apuntó que es difícil que prospere por varios motivos.

Ennumeró: la implementación de nuevas tecnologías, la constante presión mundial por no utilizar petróleo, y los 6 mil millones de dólares en compromisos para incorporar energía eólica y solar, niveles de inversión nunca antes vistos.

Para México la industria petrolera ha sido un pilar económico durante mucho tiempo, pero lo está dejando de ser; la producción se ha desplomado a la mitad: cayó de 3.5 a 2 millones de barriles diarios, puntualizó.

—o0o—

Descargar boletín

Audio Ing.Gabriel Quadri: 
https://nueva-alianza.org.mx/nube/audios/2017/Julio/QUADRI1.mp3

Audio Mtro.David Shields:

https://nueva-alianza.org.mx/nube/audios/2017/Julio/adrianfernandez.mp3

Audio Dra.Isabel Studer