Boletín 143 – 2015 LA DECISIÓN DE LA SCJN ES UN AVANCE PARA UNA PERSPECTIVA DE DERECHOS HUMANOS A LA POLÍTICA DE DROGAS

  • Luis Castro reiteró la postura de NA a favor de una redefinición de los enfoques y modelos internacionales actuales en el combate al narcotráfico.
  • Sandra Corona Padilla, dirigente de los jóvenes turquesa, aseguró que el fallo se orienta a favor de los derechos civiles y de las libertades. 

México, D. F., 4 de noviembre de 2015 (Agencia ANA).- La determinación tomada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), que  avaló el uso lúdico de la mariguana al resolver favorablemente el amparo tramitado por el colectivo Sociedad Mexicana de Autoconsumo Responsable y Tolerante, representa una oportunidad para introducir la perspectiva de derechos humanos a la política de drogas, consideró Sandra Corona Padilla, dirigente del Movimiento Nacional de Jóvenes “Alianza Joven”.

La joven dirigente orginaria de Tlaxcala fue entrevistada después de conocerse el fallo de la Sala, cuyo pronunciamiento, dijo, se orienta a favor de los derechos civiles y de las libertades. “Aplaudimos esta resolución ya que sienta un precedente y es una gran oportunidad para que se siga debatiendo sobre legalización versus la guerra contra el narcotráfico, que tantas víctimas ha dejado y que no ha mostrado gran éxito”, comentó.

En la misma oportunidad, el presidente del Comité de Dirección Nacional de Nueva Alianza, Luis Castro Obregón, luego de felicitar la decisión de los miembros de la Primera Sala de la SCJN que votaron a favor de la propuesta del ministro Arturo Zaldívar, insitió en que se precisan enfoques y mecanismos sociales y legales que se enfoquen de manera inteligente a la solución de un problema en torno al cual se han generado percepciones que no siempre atienden a la realidad de la situación.

“Nueva Alianza –señaló el dirigente turquesa– se pronuncia por una redefinición de los enfoques y modelos internacionales actuales en el combate al narcotráfico. Estamos a favor de la despenalización y legalización paulatina de algunas drogas, y de una política integral nacional de prevención con enfoque social y de salud pública”.

Urgió al Estado mexicano a encabezar el liderazgo en América Latina para iniciar un diálogo y debate sobre la regulación de drogas como la marihuana, para así llevar a otros países, entre ellos Estados Unidos, a que asuman una posición objetiva y corresponsable en el tema.

Sandra Corona Padilla, como representante de la juventud turquesa, se manifestó en contra de la prohibición absoluta y represiva, ya que en uso de los derechos civiles y de las libertades, la decisión de la SCJN es una gran oportunidad para que la perspectiva legal y jurídica en este sentido se refleje en el ejercicio pleno del derecho a decidir sobre uno mismo. Representa un paso hacia la concientización del uso responsable de drogas, externó.

La dirigente juvenil aseveró que nadie debe estar en contra de los derechos y de las libertades. Insistió en que el tema de las adicciones debe tratarse como un asunto de salud pública y es obligación del Estado garantizarla. “Nosotros los jóvenes turquesa le apostamos a las libertades y a los derechos”.

Además, indicó, es un camino viable para reducir las ganancias del narcotráfico y mermar el poder del crimen organizado; asimismo, abogó por que los consumidores sean atendidos como enfermos adictos y no como criminales.

Corona Padilla recordó que Nueva Alianza ha propuesto, entre otras medidas, promover la participación social en la recuperación del tejido social; llevar a cabo acciones cívicas y sociales que comprometan a la sociedad en la prevención del consumo de las drogas; e instrumentar una política de seguridad social con pleno respeto a los derechos humanos y garantías individuales.

DESCARGAR BOLETÍN:
https://attachment.benchmarkemail.com/c395259/Boletín_143__Sandra_resolucion_SCJN_041115.pdf

ESCUCHAR Y DESCARGAR AUDIO SANDRA CORONA: 
ESCUCHAR Y DESCARGAR AUDIO SANDRA CORONA:
image2468929 image2468935
/ In Boletines-categoria / By admin / Comentarios desactivados en Boletín 143 – 2015 LA DECISIÓN DE LA SCJN ES UN AVANCE PARA UNA PERSPECTIVA DE DERECHOS HUMANOS A LA POLÍTICA DE DROGAS