Desarrollo económico

El crecimiento económico es el motor sobre el cual se desencadenan una serie de beneficios a nivel social, como lo son el aumento en el empleo y en los ingresos de la población o la reducción de la pobreza.

  • Evitar la creación de nuevos impuestos al ingreso o al consumo
  • Fortalecer la pensión universal a través de fuentes de ingreso definidas y de un mayor presupuesto
  • Integrar a las PyMES a las cadenas de valor de las actividades relacionadas con el sector público
  • Aprovechar la inversión pública como elemento impulsor del desarrollo económico
  • Promover el desarrollo de corredores económicos regionales
  • Aumentar los puntos de acceso gratuito a internet en sitios públicos
  • Fomentar que se revierta la caída en la producción de petróleo a través de la inversión pública y privada
  • Impulsar el uso de tecnologías que empleen “energías limpias” en el transporte
  • Promover fondos de apoyo para capacitación en desarrollo de proyectos productivos intensivos en innovación y tecnología
  • Fomentar el financiamiento al sector minero y su cadena de valor con particular énfasis en las empresas pequeñas y medianas
  • Implementar programas para el desarrollo de destinos ecoturísticos en las regiones donde habiten pueblos indígenas y en “pueblos mágicos”
  • Fortalecer a la Procuraduría Agraria y a los programas de regularización de la tierra del Registro Agrario Nacional
  • Promover el desarrollo de la agricultura protegida
  • Destinar mayores recursos a programas de tecnificación para el campo
  • Impulsar la investigación agrícola en las Universidades y Centros de Investigación del país